Ignifugaciones textiles: más vale prevenir que lamentar

ignifugaciones textiles
28
Mar
2018
Posted by: redaccion_01  /   Category: Cultura Sociedad / General   /   No hay comentarios

ignifugaciones textiles

Por definición, un accidente es un suceso que ocasiona daños materiales, incluso pérdidas de vidas humanas y que sucede de forma impredecible. Pero, aunque nunca se sepa el instante de aparición, es factible tomar acciones para disminuir sus probabilidades y el número de destrozos que causan. En el caso de los incendios, un elemento clave es que en aquellas áreas en las que se usan grandes cantidades de tela, se apliquen técnicas de ignifugaciones textiles.

Las telas constituyen, junto a la madera, la materia que con más facilidad se enciende en llamas. Además, al ser ligeras y etéreas, el fuego se puede extender con pasmosa celeridad; impidiendo la huida a cualquiera que haya tardado segundos en reaccionar a las señales de alarma.

Zonas que necesitan utilizar ignifugaciones textiles

Algunos lugares que requieren de estos servicios serían los teatros, con sus extensos cortinajes; las salas de filmación de películas y programas de televisión, por el mobiliario de fondo para las escenas y los hoteles, por sus omnipresentes cortinas y alfombras en cada habitación.

También los estudios de grabación de música con sus paredes de materiales suaves que absorben los sonidos; y los navíos, donde simplemente la falta de espacio exige que todo sea lo más seguro posible. Por supuesto, no podemos olvidar los uniformes de aquellos que trabajan con, o contra, el fuego en sus jornadas diarias, bomberos y cocineros.

Método de acción de esta técnica

Para retrasar el impacto del fuego y proveer de valiosos minutos a la gente mientras realiza una evacuación completa de las instalaciones, se emplean textiles ignífugos. Los mismos están hechos o recubiertos de sustancias que aun cuando se queman (es decir, se consumen y ennegrecen en presencia directa y constante de una llama) no son capaces de mantener en sí la deflagración, ni expandirla a sus alrededores.

A esto se le denomina una medida pasiva de protección. No resulta tan dramático ni heroico como el uso de extintores o ingentes volúmenes de agua; sin embargo, permite huir a quienes no pueden manejar los métodos anteriores, por ejemplo, ancianos, niños y mujeres embarazadas. Asimismo, ayuda a contener el área afectada por un incendio.

 

Author Avatar

About the Author

No hay comentarios